Skip to content
Optimismo Viral

El pensamiento positivo aumenta tu productividad

pensamiento positivo en el trabajo optimismo viral

[vc_row][vc_column][vc_column_text]

El pensamiento positivo aumenta tu productividad

En mi trabajo me encuentro de forma permanente con diferentes retos, algunos asuntos fáciles de solucionar y otros que requieren un poco mas de atención como pasa en cualquier empresa.

Pero estando al mando de diferentes profesionales, en su gran mayoría creativos, he podido ver la diferencia que genera la actitud de las personas positivas frente a la negativas. Es increíble ver como un profesional puede superar a otro con su mismo nivel de educación y experiencia cuando actúa de forma positiva, cuando enfoca su pensamiento en encontrar soluciones y disfruta su labor.

Pensamiento positivo contra pensamiento negativo

Por ejemplo: Para un proyecto de diseño web en mi agencia digital, se requerían tres propuestas gráficas, así lo solicito el cliente. Entonces la mejor forma de lograr cumplir con los tiempos de entrega propuestos fue asignarles este proyecto a los tres diseñadores con mayor experiencia dentro de la agencia. Cada uno de ellos debía presentar una propuesta. Les prometí un incentivo económico para el que hiciera el diseño que el cliente aprobara, esto lo hice para que se entusiasmaran y se comprometieran, sabía que estábamos contra el tiempo y era fundamental motivarlos para lograr entregar.

Nuestro problema era que el brief que nos entregaron no era claro, no teníamos mucha información sobre la marca, pero así teníamos que trabajar, entonces:

El diseñador 1, no investigó, se limitó a trabajar con la poca información que tenía. Sin embargo, entregó su propuesta a tiempo.

El diseñador 2, tampoco busco información y esperó hasta último momento para acercarse a mi oficina y decirme que no podía entregar la propuesta porque no tenía suficiente información.

El diseñador 3, realizó diversas búsquedas en internet, investigó sobre los competidores que tenía nuestro cliente, se acercó a mi oficina varias veces a mostrarme sus avances y a pedirme retroalimentación. Sin duda su actitud frente al proyecto fue maravillosa, actuó de forma positiva, proactiva y lógicamente su propuesta fue aprobada por el cliente.

Los tres tuvieron el mismos problema, fue la misma situación pero las reacciones de cada uno marcaron diferencia. El diseñador 1 y 2 terminaron molestos, me dijeron que sin la información adecuada era muy difícil entregar algo bueno, tan pronto vieron que las cosas no estaban fáciles tomaron una actitud negativa, esto les generó apatía y desinterés frente al proyecto. ¿Pero entonces por qué el diseñador 3 si pudo ir un poco más allá?  Él decidió actuar de forma positiva ante la situación e investigar por su cuenta para poder presentar una propuesta ganadora.

Para mi eso es pasión por el trabajo, es disfrutar lo que se hace y sin importar las circunstancias hacer lo posible por encontrar soluciones prácticas.

Esto es lo que no da el pensamiento positivo en el trabajo, la capacidad de vencer obstáculos y lograr buenos resultados.

También puedes leer: La ley de la atracción o el poder del pensamiento creativo

Por experiencia puedo decir que las personas con pensamiento positivo también son más creativas, y tienen mayor facilidad para resolver las situaciones.

Las personas de pensamiento positivo sienten mayor compromiso hacia las metas, están siempre dispuestos a experimentar y encontrar soluciones, aprenden de sus errores y viven en constantes procesos de mejora y crecimiento personal.
Son personas mas efectivas, más tranquilas al momento de tomar decisiones, por lo tanto, sus resultados siempre son mejores.

Por eso si eres una persona con pensamiento positivo debes procurar mantenerte en ese estado, pensar de forma positiva te terminará generando grandes recompensas.

Si por el contrario eres una persona negativa, es hora de que empieces a trabajar en cambiar y trates de desarrollar lo positivo, hay diferentes cosas que pueden intentar como por ejemplo:

  1. Cuando tengas una situación difícil en tu trabajo procura respirar, cálmate y piensa: ¿Cómo soluciono esto? Piensa por lo menos en 3 posibles soluciones, genera alternativas, muestra interés en contribuir.
  2. Analiza tu día, y mira las cosas buenas que están pasando en tu entorno, seguramente todo marcha bien y tu no te das cuenta.
  3. Aprecia tus logros, valoralos por pequeños que estos sean, aprende también a reconocer los logros de tus compañeros, una palmadita en la espalda, una palabra de ánimo o felicitación llenan de buena energía a las personas. Esto te será retribuido y veras lo bien que se siente.
  4. Se solidario, a menudo no compartimos nuestro conocimiento, no ayudamos al que tenemos al lado por creer que si compartimos lo que sabemos perderemos nuestro diferencial. No hay nada mejor que colaborar, enseñar, dar conocimiento a los demás en dar un regalo maravilloso.

Procura practicar estas cosas en tu día laboral, seguro vas a ir notando los cambios en tu productividad y estado de ánimo. Las personas a tu alrededor también las notaran, empezaran a confiar más en ti, y los entornos laborales se volverán más acogedores. Poco a poco, pero hazlo por ti.

Por: Daniel Gutiérrez
CEO de Asisomos Agencia Digital
www.asisomos.co

Las opiniones expresadas por los invitados de Optimismo Viral son personales.[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]