Saltar al contenido
Optimismo Viral

Suelta el pasado, vive el ahora

Todo regresa convertido en bendiciones y cosas positivas

Suelta el pasado, vive el ahora

Quizás alguna vez has escuchado que tu presente te necesita, tú pasado ya no.

La verdad; es que lo que viviste, ya lo viviste, no vas a poder cambiar las cosas.

Muchísimas veces las personas suelen tener un presente muy inconforme, con el que por diversos motivos no se sienten felices y la verdad quisieran que la cosas fueran diferentes. Generalmente; esto pasa gracias a que no saben soltar el pasado, viven el presente, atados a las culpas de lo que anteriormente le sucedió, o pudo haber sucedido. Seguramente, consciente o inconscientemente sentiste que la situación pudo haber sido diferente para mejor, que quizás pudiste haber ejecutado acciones de una manera distinta, así como pudiste haber actuado ante las acciones de los demás de forma diferente también.

No obstante; la realidad, es que todo tiene un por qué, todo pasa por algo y quizás en el momento las personas no son lo suficientemente maduras y sabias, además de experimentadas , para poder entender la estructura, la relación y la razón de las cosas.

Si tú te sientes en una situación similar; ten presente que ya nada de lo que sea que te está atormentando para este momento, lo vas a poder cambiar. No obstante; si hay una forma de que todo sea diferente y es la manera en la que vas a ver las cosas. No lo veas como una mala situación vivida, velo como una situación necesaria, para que pudieras adquirir la experiencia que tanto necesitabas.

Sí aún no tienes la madurez suficiente para entender las cosas, lo mejor es que empieces a trabajar en que cada situación que te sucedió, que viviste y que te tocó experimentar, es porque era absolutamente necesaria para que tú crecimiento fuera posible. No importa lo muy inconforme que te sientas por cómo las cosas del pasado se dieron. Aunque pases el resto de te tus días lamentándote, no habrá Lamberto caos de controlar el tiempo y de mucho menos devolverlo.

Por tal motivo; hacemos tanto énfasis, en que no solamente la situación es necesaria, sino que, aún sabiendo esto, te sientas inconforme; la solución está en ti y en la perspectiva que tengas de ver las cosas.

Si vives inconforme por las cosas que anteriormente pasaron, porque sientes que pudiste haber actuado diferente, que las cosas pudieron haber sido diferente, en que pudiste actuar o compartirte de otra manera o qué las personas simplemente pudieron haber sido injustas contigo. Lo único que harás es alimentar un montón de cargas negativas las cuales no le van a traer nada positivo a tu presente. Puesto que todo ese cúmulo de malos sentimientos en donde solamente te concentras en la incertidumbre de “Y si todo hubiese pasado diferente” Y la verdad es que no importa cuántas veces te hagas esa pregunta, puesto que es bastante difícil que la respuesta te llegue de la manera en la que lo esperas.

Te aconsejamos; que empieces a practicar lo que sería la gratitud y a sentirte agradecido con cada situación que ha llegado a tu vida, para que comprendas cuán importantes en este momento soltar el pasado, un pasado que hace daño, un pasado que pesa un pasado que es limitante, un pasado que simplemente no va a cambiar, porque sencillamente así es como debido pasar.

Por otra parte; tu presente es muchísimo más importante, la verdad; es que en el futuro es incierto y, y el pasado ya quedó atrás. Lo que significa; que el verdadero asunto aquí es que debes enfocarte en lo que estás haciendo hoy en día, preocúpate si tus cosas, tus visiones, tus acciones, tus hábitos y tu manera de pensar va a tener impacto positivo en tu futuro. Enfócate mejor en ser buena persona, en ser agradecido y verás como poco a poco ese futuro que a pesar de ser incierto, prometerá cosas positivas para tu vida, esto gracias a que en tu presente te enfocaste a hacer las cosas bien, a construir un presente próspero, para que posteriormente lo que recojas sea aquello que viviste de una forma diferente.

Como te mencionamos anteriormente, son precisamente esos motivos los que hacen que tu presente te necesite.

Disfruta el ahora, enfócate en lo que está sucediendo ahorita y siempre encárgate de obrar bien y ante todo ser agradecido, para que posteriormente no repitas círculos viciosos y dentro de un tiempo no sientas que es lo que ahorita hiciste estuvo mal.

Estás a tiempo de enfocarte en ti, en tus metas, en tus sueños y en tu felicidad. Suelta el pasado que ya no tiene remedio, enfócate en el presente que es quien te necesita y siempre preocúpate por hacer las cosas de la mejor manera posible, así para que cuando este momento justo, sea pasado, te sientas agradecido porque sabes que fuiste capaz de cambiar para mejor.